En nuestra cuenta oficial de Twitter (@Coninagro) podrás ver videos de cada consejero de la entidad celebrando esta fecha tan particular para los que fomentamos el cooperativismo. ¡Felicidades y gracias por ser parte!

En el marco de un día tan especial, los consejeros de la entidad reflexionan acerca de la importancia de ser cooperativista.

El Presidente de Coninagro, Carlos Iannizzotto, pidió que “este gran día de la economía solidaria sea realmente un verdadero festejo porque ahí está el puntal para el crecimiento, el empleo y la producción que tanto necesita nuestro país”. Por su parte el vicepresidente de la entidad, Elbio Laucirica envió su saludo desde la localidad de Rauch, en el centro de la provincia de Buenos Aires: “a todos los amigos cooperativistas que tanto están trabajando dentro de la economía social y dentro de la cooperación para llevar adelante sus producciones en conjunto con
los demás socios de las cooperativas”.

En tanto, Mario Raiteri, Presidente de la Federación de la Papa, destacó al cooperativismo como difusor de “valores como la igualdad, la solidaridad, la participación democrática y la fraternidad entendida como la forma de vincularnos con el otro, es el único recorrido que le queda al hombre para tratar de humanizar el capitalismo salvaje que hoy rige en el mundo”. En la misma dirección, Alejandro Buttiero destacó que las entidades cooperativas “son organizaciones que se llevan con muchísimo sentimiento porque en estas épocas de pandemia que estamos viviendo, han permitido que siga adelante el desarrollo local, regional, provincial también, generando mano y de obra y mantener activos los puestos de trabajo directo y por supuesto los indirectos”.

Carlos Grosjel, productor pyme de uvas y consejero de Coninagro resaltó que “el cooperativismo nos da respaldo,
tranquilidad y seguridad para nosotros y nuestras familias”. Para Claudio Francou la actividad es una “forma de progreso y de crear oportunidades para el pequeño y mediano productor. Es la forma de poder insertarse en la producción y en la cadena productiva industrializadora, o sea que como modelo es muy virtuoso”. Además le otorgó un papel “preponderante en el desarrollo del país la fijación de valores en la juventud y en la educación”.

En tanto, Eduardo Sancho, de Fecovita, coincidió sobre los valores cooperativos, aseguró que “son claves, fundamentales para todo nuestro desarrollo, permanentemente los queremos trabajar porque en conjunto es la
única manera de sacar a este país adelante”. Para Felipe Tavernier es una “herramienta de crecimiento, de
desarrollo, de mejora de la calidad de vida y agregado de valor en nuestras comunidades. Las cooperativas no necesitan palabras, son todas cosas que están a la vista por eso no es casual su vigencia”. Desde Carabelas, partido de Rojas en el noroeste bonaerense, George Breitschmit consideró que “si las cooperativas no estuviesen en muchos de estos pueblos, dejarían de existir, así como sucedió cuando dejó de pasar el tren”. Gonzalo Maldonado, representante del IPCVA, destacó la utilidad del “cooperativismo como herramienta útil para los hombres y mujeres que pertenecemos y fundamentalmente para la sociedad. Fundamentalmente tiene como bien común la honestidad y superar todo lo que pueda hacer el hombre por su persona, su ser, su familia y su país”.

Gustavo Sadoux dijo que “lo lleva intrínsecamente dentro en función de los valores, el compromiso, el respeto y todas las otras atribuciones que representa para la Argentina y para las comunas donde se desarrollan”. Desde Chaco, el productor algodonero Juan Hutak señaló que las cooperativas “tienen un valor especial por su contribución al desarrollo de nuestra provincia desde los económico, cultural y social. Los valores de la cooperación siguen intactos y se fortalecen cada día más. Las familias cumplen un rol fundamental en la continuidad de este modelo y es nuestro mayor anhelo que los jóvenes sigan este camino y enarbolen los principios y valores que engrandecieron a esta Argentina pujante y luchadora”. Manfredo Seifert productor yerbatero de Misiones destacó que la integración cooperativa ayuda a lograr una “escala importante de producción
que permite industrializar, agregar valor y comercializarla en el mercado interno llegando directamente a las góndolas”.

“El cooperativo es un modelo que fomenta el desarrollo, el arraigo y el futuro para nuestros jóvenes. Sin lugar a dudas ha permitido que los pequeños y medianos productores como nosotros, lleguemos a mercados internacionales poniendo bien alta la bandera Argentina y de esa manera poder mostrar que es lo que
somos capaces de hacer. El país necesita en este momento más cooperativismo”, detalló el productor citrícola de Corrientes Nicolás Carlino.


Orlando Stvass, tesorero de la entidad, reclamó “fuerza, unión y lealtad”, tras enviar un saludo a todos los cooperativistas en el marco del día Internacional proclamado en 1992 por las Naciones Unidas. Roberto Busser, desde Misiones recordó que todas las cooperativas “fueron el factor fundamental en el desarrollo de los
pueblos porque primero estuvo la cooperativa y alrededor de éstas se crearon pueblos y ciudades. Estos inmigrantes de los cuales descendemos casi todos aquí en Misiones, hicieron del cooperativismo la fuerza más poderosa. Creo que es el mejor sistema para los pequeños y medianos para poder subir en la cadena y llegar a los consumidores”. En última instancia Sergio Riskin, instó a los cooperativistas a “seguir trabajando unidos en pos de una comunidad sustentable en lo económico, social y ambiental. En tiempos de crisis el cooperativismo siempre salió adelante. Sigue siendo una alternativa válida para productores y emprendedores en general”.

Recibir información de Coninagro

Recibir información de Coninagro

Si querés recibir las últimas novedades podes hacerlo completando el formulario.

 

SUSCRIBIRSE

You have Successfully Subscribed!