El presidente de la Confederación Intercooperativa Agropecuaria, Carlos Garetto, aseguró que a los productores les llevará "un buen tiempo" reacomodarse y poder volver a sembrar.
   
   El presidente de la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), Carlos Garetto, se mostró preocupado esta mañana (lunes 3) por la persistencia de lluvias que afectan a la provincia de Buenos Aires y aseguró que a los productores agropecuarios les llevará "un buen tiempo" reacomodarse y volver a sembrar.
   "Nunca vi tanta agua en mi vida, cuánto tarden los productores dependerá de los suelos. Hay zonas muy anegadas que no son transitables independientemente de que no haya agua y eso complica la siembra", explicó Garetto y consideró necesario "esperar un par de semanas como mínimo para ver qué ocurre".
   En declaraciones a radio El Mundo, el titular de Coninagro apuntó contra el Gobierno al sentenciar que "sigue mirando al campo como un gran enemigo" y como un "factor de concentración de la oposición", y aseguró que debería mirarlo como un "aliado estratégico" dada la cantidad de recursos que pueda suministrarle a la población.
   En ese sentido, opinó que existe una "concepción equivocada desde el punto de vista ideológico" y consideró que el Gobierno "no modificará estas variables ahora que está terminando su ciclo".
   Al respecto, consideró necesario fijar políticas de Estado en materia agropecuaria, y destacó que ninguno de los posibles candidatos presidenciales en 2015 "tendrá mayoría en el Congreso".
   "No hay que encariñarse con el mejor proyecto. Hay que actuar con racionalidad y sensatez. Es importante que haya debate y que el Congreso sancione normativas para darle previsibilidad y sustentabilidad al sector".